Dormir en un colchón nuevo que ofrezca un apoyo suficiente y efectivo le proporcionará una noche de descanso reparador. Más importante aún: también reducirá significativamente y ayudará a evitar esos dolores y molestias a largo plazo, que probablemente fueron causados ​​por dormir demasiado en su colchón viejo. Esto es lo que sucede: una superficie para dormir muy vieja pierde densidad o soporte con el tiempo, lo que resulta en una alineación espinal insuficiente cuando duerme. A medida que la columna vertebral, los cuellos y las caderas se contraen para acomodarse a esto, causa espasmos, dolores y molestias que lo mantienen despierto. No solo lo mantiene despierto, sino que también dificulta que su cuerpo entre en un sueño profundo, o REM, como se le llama. Esta fase del sueño es crucial para la recuperación muscular, la retención de la memoria, el estado de alerta mental, el sistema inmunológico y el estado de ánimo.

Los beneficios para la salud que ofrece un nuevo colchón se pueden atribuir al genio de la tecnología y el diseño modernos del colchón. Los colchones hechos hoy están diseñados para promover el sueño y la salud en general. Hacer colchones con mucho menos «superficie sólida / relleno», esto significa que incorporar bolsas de aire, espuma viscoelástica, látex, etc., en lugar de esponjas y resortes, lo hace posible. La ciencia detrás de esto es que ayuda a evitar y / o detener la aparición de posibles puntos de estrés (causados ​​por sacudidas y giros durante la noche). Junto con el último beneficio: los nuevos diseños de colchones también están destinados a mejorar el soporte general que ofrece a su cuerpo mientras duerme. Esto, a su vez, puede reducir significativamente, o incluso eliminar, cualquier rigidez o incomodidad en sus articulaciones y asegura que su columna vertebral esté siempre alineada y no elimine la presión.

Además de dormir bien todas las noches, un colchón nuevo ofrece más beneficios que son particularmente evidentes durante el día. El sueño adecuado, gracias a no esforzarse por mantenerse cómodo durante la noche, puede conducir a un día saludable y alegre. Otro beneficio de descansar bien por la noche incluye el apoyo a su sistema inmunológico, que ayuda a combatir los resfriados y la gripe.

Entonces, ahora está convencido de que es hora de comprar esa nueva cama o colchón, pero la variedad alucinante de opciones en camas, colchones y muebles de dormitorio disponibles en el mercado, ¡puede ser una tarea bastante desalentadora! Esta es una compra que le costará unos centavos, así que tómese el tiempo para investigar y luego hable con un experto en colchones en un minorista de cama de confianza cerca de usted antes de tomar su decisión final. También asegúrese de comprender la garantía de devolución y las garantías, en caso de que no esté satisfecho con su compra.

¡Feliz dormitando!



Source by Bonnita Kingston